martes, 19 de febrero de 2008

Vistalegre (17 de febrero de 2008) - Selección ¿natural?

José María, con su natural generosidad, ha dejado reposar la entrada anterior sobre la Academia en un encomiable afán por difundirla. Pero hay que seguir con el curso normal de la pretemporada y sería bueno que nos ilustrara sobre su visita a la Feria del Toro.

Coloco, entre tanto, una breve reseña de la semifinal del pasado domingo en Vistalegre.

Gómez del Pilar tuvo fortuna en el sorteo y supo aprovecharla. A su primero lo recibió bien con la capa y después de un irregular tercio de banderillas (el segundo par fue el mejor) embarcó al novillo con pases templados bajando la mano. Toreo muy lento con dos o tres series de especial relevancia. Luego, la faena fue perdiendo intensidad y después de una estocada entera algo caida paseó una oreja. En el cuarto, mejoró en banderillas y dio pases con la mano izquierda de gran calidad. Si consigue mantener la clase en su toreo con esta mano puede ser una auténtica revelación. Con la espada, sin embargo, tardó en acertar. El novillo vendió cara su muerte y fue premiado con la vuelta al ruedo. Dos novillos de categoría que aprovechó el madrileño con rotundidad.

Daniel Sotillo, en el segundo, toreó sin mayor relevancia con la capa, pero el toro dio una voltereta que se acabó notando en el resto de la faena. Dio algún pase bueno pero pasamos momentos de cierta intranquilidad cuando el novillo se lo echó varias veces a los lomos. Se le nota inseguro y sin un concepto claro. Mató de estocada entera lo que le facilitó una oreja de menos peso que la de su compañero. En el quinto, el novillo se queda corto y el de Écija tampoco tiene recursos para sacar faena de animales así (lógico, teniendo en cuenta su edad y experiencia). Alarga la faena, pero sin que dé de sí nada relevante. Mató muy bien.

Tulio Salgueiro, por su parte, hizo una faena larga al tercero de la mañana con una sucesión de pases insustanciales... salvo por tres naturales excepcionales y personalísimos. La suerte de matar, un auténtico calvario. Al último lo recibió bien con la capa, pero con la muleta anduvo apresurado, salvo algún pase con la derecha al comienzo de la faena con un toque más personal. Con la espada, nuevo sainete.

Al final, por decisión del jurado, Gómez del Pilar pasa a la final junto con Tomasito, de la Escuela de Arles, a quien ya vimos el cinco de enero. Luego, el público ha votado a Daniel Sotillo. Yo, sin embargo, voté al pacense. No por paisanaje. Sino porque esos pases sueltos al tercero creo que merecen mejores oportunidades. Si no es el próximo sábado será en otras ocasiones. Esperemos que dentro de unos años podamos decir que no nos hemos equivocado.

PD ¿Por qué no hay más oportunidades de ver este tipo de festejos? Es alentador ver la clase y la ilusión de todos los que empiezan...

No hay comentarios: